martes, 20 de diciembre de 2011

Deseos de Paz


La Navidad. La propia palabra llena nuestros corazones de alegría. No importa cuánto temamos las prisas, las listas de regalos navideños y las felicitaciones que nos queden por hacer. Cuando llegue el día de Navidad, nos viene el mismo calor que sentíamos cuando éramos niños, el mismo calor que envuelve nuestro corazón y nuestro hogar. (Joan Winmill Brown)

viernes, 16 de diciembre de 2011

La vida

Vivir cada momento de la vida es tu mejor opción ¡aprovéchala!
La vida no te está esperando en ninguna parte, te está sucediendo.
No se encuentra en el futuro como una meta que has de alcanzar,
está aquí y ahora, en este mismo momento, en tu respirar,
en la circulación de tu sangre, en el latir de tu corazón.
Cualquier cosa que sea es tu vida y si te pones a buscar significados en otra parte, te la perderás.


J. Saramago

sábado, 10 de diciembre de 2011

El Sabio

Ciudad Rosa de Akbar, o La Ciudad de la Victoria
Según narra un cuento Sufí, un sabio llegó a la Ciudad Rosa de Akbar, o La Ciudad de la Victoria, pero la gente no dio mucha importancia a su presencia, y sus enseñanzas no consiguieron interesar a la población.
El sabio sólo consiguió reunir a unos pocos jóvenes, mientras el resto
de los habitantes se reía de su trabajo.
Paseaba con su pequeño grupo de discípulos por la calle mayor, cuando
un grupo de hombres y mujeres empezó a reírse e insultarlo. En lugar de fingir
que no se daba cuenta, el sabio fue hacia ellos y los bendijo.
Al irse de allí, uno de sus discípulos comentó:
-Te dicen cosas horribles y les respondes con bellas palabras.
El sabio respondió:
-Cada uno de nosotros sólo puede ofrecer lo que tiene

Lo sabios hablan porque tienen algo que decir. Los tontos hablan porque tienen que decir algo.


miércoles, 7 de diciembre de 2011

¡Avanza!

Transformación...
De crisálida a majestuosa mariposa
Para un mayor crecimiento personal es necesario una transformación continua, para que cada uno de nosotros cree cambios reales en su vida, todo lo que tenemos que hacer es esforzarnos. Y el esfuerzo es salir.
Sal de pensar sólo en ti mismo. Sal de lo que te resulta cómodo. Sal del miedo al rechazo. Sal de los malos hábitos. Sal de aferrarte a tu dolor. Sal de tu propio camino.
A medida que tu pasión por salir de tu propio camino te lleva a unos niveles emocionantes de satisfacción y alegría, te sentirás más feliz, más persona.
Que tengas un buen día

sábado, 3 de diciembre de 2011

Vivir cada momento de la vida

El nacimiento de un nuevo día es un regalo de de la vida.
Comenzamos un nuevo día. Sugiero que empieces a disfrutar desde ahora mismo, no dejes para mañana la posibilidad de saborear este nuevo día.
Hoy he podido contemplar el amanecer que la vida me ha regalado y he percibido en mi rostro la caricia de la brisa de la mañana. Los primeros rayos de sol me han dado la luz suficiente para redactar éstas líneas que, te dedico especialmente.
No permitas que la aparente simplicidad del amor te impida ver su importancia
Olvídate de los malos momentos vividos, no pienses en el pasado. Lo sé, no es fácil, a veces llevamos la vida repleta de cosas que nos condicionan el presente y apenas nos da tiempo de disfrutar de lo que nos rodea, pero es muy importante ser conscientes de lo que vivimos, de lo que podemos disfrutar. El amanecer de un nuevo día nos ofrece oportunidades infinitas para disfrutar del día que nos regala la vida. Asimismo, da gracias por esta nueva oportunidad y pide que pase lo que pase, puedas vivir feliz.
Cada día se despliega ante nosotros para sacar el máximo provecho a lo que hacemos. Para escuchar a quien nos habla, para mirar a los ojos a quien tenemos en frente, para aprender de la madre naturaleza que con su sabiduría infinita y su ritmo pausado nos regala primaveras, veranos, otoños e inviernos.
Nuestras acciones importan. Todo está conectado.
Observo que, la mayoría de nosotros subestimamos el poder que tenemos de cambiar y transformar todo aquello que nos rodea. Lamentablemente unos pocos lo utilizan para hacer el mal, pero a ti te corresponde canaliza el amor verdadero y lo compartirlo con lo que tienes más cerca, éste se repartirá por el mundo como un efecto mariposa. Y ten presente que, cuando no amamos o cuando utilizamos nuestro amor para manipular o castigar,  también estamos restando el amor que hay en el mundo.
Una cosa es bien cierta: no se comparte suficiente amor entre las suficientes personas, y todos debemos asumir la responsabilidad y reconocer que participamos en esto.
La capacidad para amar y la calidad de nuestro amor son un regalo de la Luz del Creador.
El libro cabalístico del Zohar afirma que cuanto más utilizamos nuestro amor con una actitud positiva y de compartir, más amor se nos da para compartir. Por otro lado, si utilizamos el amor de una forma egoísta y negativa, entonces nuestra capacidad para amar disminuirá.
He reflexionado largamente sobre esto último, replanteándome acciones y conductas, para vivir mejor con mi entorno. Humildemente te voy ha recomendar que sigas alguna de ellas:
Primero, encuentra un hueco a lo largo de la jornada para el silencio, para la interioridad o para orar.
Plantéate cómo puedes hacer más feliz a quien tienes cerca.
Sugiero que escuches a quien te habla y respeta a quien tengas al lado; imagina que es la persona que más quieres en el mundo.
No critiques, no odies, no te querelles.
Aprovecha para hablar con tu pareja, hijos, familiares o tus amigos, eso sí, sin prisas. Saborea cada sonrisa, cada gesto…
Te han regalado un día entero para llenarlo de alegría, de paz y para, en la medida que puedas, tirar las penas y las penurias por la borda.
Espero y deseo que llegues a buen puerto.
En 1972, los científicos explicaron el asombroso fenómeno de que el acto más pequeño en un lugar puede tener un efecto enorme en el otro lado del mundo (su ejemplo era el de una mariposa que bate sus alas en Brasil y causa un tornado en Texas).
Abrazos fraternales.

miércoles, 2 de noviembre de 2011

Pequeños detalles

Todos unidos para construir una sociedad mejor. La unión hace la fuerza.

Hoy es uno de esos días que son perfectos para el recogimiento, y entregarme a la lectura es uno de los placeres de los que abuso. Cómo seguro sabréis, La Cábala (Kabbalah) es una antigua fuente de sabiduría hebrea que explica las leyes de la energía espiritual. En su estudio me encontraba, cuando llegué a la siguiente enseñanza:

Hay personas en tu vida que realmente te necesitan ahora y que cuentan con que estés ahí para ellos, con la mente abierta y sin cuestionamientos.”

Cuidar de nuestros mayores
Pues bien, hace años me contaron la pequeña historia de un aprendiz de pintor que había terminado el cuadro del que, hacía meses se venía esforzando por acabar.
Llamó a su maestro para que lo examinara y le diera el visto bueno.
El maestro se acercó y observó la obra con detenimiento y concentración durante un largo rato. Entonces, le pidió al discípulo la paleta y los pinceles. Con gran destreza ejecutó unos cuantos trazos aquí y allí.
Cuando el maestro devolvió las pinturas a su discípulo el cuadro había cambiado notablemente. El alumno quedó maravillado; ante sus propios ojos la obra había pasado de mediocre a sublime.
- ¿Cómo es posible que con unos cuantos toques, simples detalles, haya cambiado tanto el cuadro? Preguntó aprendiz a su maestro con reverencia.
El maestro meditó unos segundos la respuesta.
- ¡Es, en estos pequeños detalles donde está el arte! contestó el maestro con benignidad.
Si reflexionamos con detenimiento, nos daremos cuenta que, todo en la vida son detalles. Los grandes acontecimientos nos deslumbran tanto que a veces nos impiden ver esos pequeños milagros que nos rodean cada día.
El pajarillo que canta, las flores que se abren, los besos de nuestros hij@s, el abrazo de un amig@, una palabra de aliento... Son pequeños detalles que si los sumamos, hacen diferente nuestra existencia. Las relaciones humanas se basan en pequeños detalles.
Un simple empujoncito
Hay quienes esperando una oportunidad única para demostrar de forma heroica su amor, y lo triste es que mientras esperan esa gran ocasión, dejan pasar muchas otras, modestas pero significativas. En los momentos de mayor dicha o de mayor dolor se convierten en el cemento que une los ladrillos de esa construcción que llamamos relaciones humanas o sociedad.
Las flores se marchitaran, las palabras quizás se las llevará el viento, pero el recuerdo de ambas permanecerá durante mucho tiempo en la mente y el corazón de quien las recibió.
Una gran mayoría de las personas que formamos nuestra sociedad se deja engañar con demasiada facilidad por la aparente simpleza, y piensa que la felicidad es que ocurra algo extraordinario que, de la noche a la mañana cambie una vida miserable por una llena de dicha. NO, la felicidad es un regalo en forma de pequeñeces y detalles que sazonan día a día nuestra existencia.
En nuestras relaciones con los demás, no hay cosas pequeñas, únicamente existen las que se hicieron y las que se quedaron en buenas intenciones... Recuerda siempre que la vida esta hecha de pequeños detalles, y que ayudar a las personas que nos necesitan es una obligación, cuanto menos, moral.

Una mano tendida en el momento adecuado, procura felicidad a ambos.

martes, 25 de octubre de 2011

La experiencia de vivir

Los niños son más felices porque no conocen los conceptos abstractos de sus mayores ¡Viven el instante!...pero crecen, y...
Todo el mundo tiene diferentes maneras de pasar su día. Hay dos tipos de gente. La gente desidiosa, los que lloran por insignificancias, los que que sufre por nimiedades, ¿No se dan cuenta de que la vida son dos días?.
En cambio la gente feliz… Simplemente, se dan cuenta de que ¡¡sólo hay una vida!!, que es su vida, y la tienen que aprovechar al máximo porque ¡nunca dejará de ser suya!!...
Que no te levanten un día de tu cama, te sienten en la mesa camilla, te den de comer sopas, y pienses que tu vida ha pasado sin pena ni gloria, que te hiciste invisible para el mundo.

lunes, 24 de octubre de 2011

El Jardin prohibido

Yo... Solo soy esa... Tu condena, tu amor imposible...
Esa que por mas que intentes no podrás olvidar...


















































































































Una tarde de otoño, junto a la chimenea, al calor de los rescoldos de lo que fue una hipnotizadora hoguera, un amigo me contó la historia de un rey y una desconocida que un día se encontraron por los caminos insondables de la vida. Ella reinaba en otro país lejano al que le debía su compromiso en base al juramento que un día hizo.
Primero fueron dos grandes amigos, después él se enamoró. Ya sabemos cómo es el amor, en ocasiones surge con fuerza y no respeta leyes, pautas sociales, imposiciones y un sin fin de trabas más. En ocasiones las personas se enamoran de otra que no deben. Así es el amor.
¡Sí! Hay amores imposibles. Aquellos que se resisten, aquellos en los que la chispa no enciende la llama del amor y la magia no aparece. Pero también están aquellos en los que el amor explota, la chispa arrasa, la magia perturba sin fin... Pero siguen siendo amores imposibles. No puedo estar de acuerdo con el escritor y dramaturgo francés Jules Renard,  cuando dejó una frase para posteridad Entre un hombre y una mujer la amistad es tan sólo una pasarela que conduce al amor”. Ciertamente, se notaba que andaba muy desencaminado. El amor está muy bien, cada cual a su modo, pero la amistad y la fraternidad están a otro nivel. Ciertamente no hay en el mundo nada más noble y raro que una amistad auténtica e inquebrantable.
Éste amigo me explicó que había una larga lista de amores imposibles, pero me quedé con dos de ellos, tal vez por ser los más frecuentes y complicados.

AMOR IMPOSIBLE POR UN TERCERO: Los compromisos previos de orden sentimental que una persona pueda tener con otra hacen difícil la concreción de un nuevo amor. No solo por los lazos que componen la relación de pareja sino por los lazos que también generalmente hay entre la pareja con la tercera persona. Muchas veces se trata de la mejor amiga de la novia y el novio de esta los que se enamoran, o el mejor amigo del novio y la novia de este. Ni hablar cuando estas relaciones están agravadas por haber contraído el estado civil de casado o casada. En esto casos lo mejor es pensar bien las cosas antes de actuar. Hay que recordar que existen otras personas en el medio que pueden salir lastimadas con nuestra decisión. Pensar y reflexionar detenidamente si este amor se trata de un amor verdadero o no, antes de lanzarnos a la vacío es fundamental. Por lo demás existen miles de estos casos que se transformaron de amores imposibles a amores posibles. Así que nada está perdido.
Sueño encantado
AMOR IMPOSIBLE POR LA DISTANCIA: En fin, que decir, desde cuando la distancia fue un impedimento para el amor salvo en los casos que el amor es algo frágil y tibio. Las pasiones arrolladoras llevan el amor hasta las últimas consecuencias y la distancia no es más que una piedrecita en el camino del que está enamorado. Este amor no tiene nada de imposible. La distancia es la mayoría de las veces una excusa, no un impedimento.
En el cuento, El Rey llora porque no puede ver a su amada. Se pasa el día pensando delante de la gran chimenea que hay en el salón del trono. Llora porque no tiene sus besos, sus caricias, los susurros... Él tan sólo mira sus fotos a escondidas maldiciendo lo que siente, dudando sobre su vida. Es un amor imposible igual que un viaje sin regreso. Estaba frente a la tesitura de tomar uno de los dos caminos: la amistad o el amor. 
No podía seguir así, llevaba demasiado tiempo esperando una señal. No sabía qué era mejor: Si ser fiel a sus compromisos o fiel a su corazón.
Un atardecer gritó desde la torre del homenaje “Ésta noche estaré en el sitio donde te conocí. Allí te esperaré hasta las doce, si no vienes... me iré yo." 
La corona de la reina imaginaria de los cuentos de hadas
Ella, posada en su el tálamo desierto, observando como las gotas de lluvia resbalan por los cristales de su ventana, piensa y admite con beneplácito y serenidad que en ocasiones la vida no es justa, ni las cosas suceden siempre a nuestro gusto...y siente paz interior porque así sea. A decidido dejar que la paciencia infinita del tiempo trabaje a su favor y esperará el milagro a pesar de todo. Seguirá amando en silencio a su misterioso rey...Como algo inaccesible, como un sueño que nunca logrará realizar y el lejano perfume de su amor imposible, volará ayudado por los cálidos vientos hasta el castillo de su rey...rozará sus cabellos... Y jamás lo sabrá. 

Continuará...

Escrito por:
أبو عامر محمد بن أبي عامر ابن عبد الله المعافري

Pincha en el enlace y escucharás una canción que trae a colación el recuerdo de algunos momentos inolvidables... 

Otro enlace...

jueves, 20 de octubre de 2011

La felicidad con amor

Todos los adultos tenemos algo de niños para encontrar la verdadera felicidad.

¿De verdad buscamos la felicidad? Pues empecemos por amar, pero con amor verdadero. Porque sólo el amor, provee la felicidad. Sí, el amor, aunque las grandes internacionales intenten hacernos creer que “la Coca-cola es la chispa de la felicidad”, “un diamante es para siempre”, el último modelo de automóvil (con rubia incorporada y guaperas engominado)... tampoco la ciencia y en ocasiones ni siquiera la filosofía. Aquellos que saben mucho; que reflexionan mucho, no son necesariamente felices. Porque lo que descubren, no siempre es alegre. Pero aquellos que sienten amor en su corazón; aunque no saben mucho, son más felices. ¿Por qué? Porque El Gran creador de nuestro inmenso Universo ha puesto la felicidad en el corazón; y no, en el intelecto.
La felicidad humana generalmente no se logra con grandes golpes de suerte, que pueden ocurrir pocas veces, sino con pequeñas cosas que ocurren todos los días. Benjamín Frankling
La irrefutable ciencia, la sabiduría o los bastos conocimientos no pueden proporcionarnos la felicidad: Nos allanan el camino, lo iluminan, dan una orientación; pero son incapaces de hacer felices a las personas. Diremos: «¡Pero hay gente que el amor sólo le ha aportado experiencias desgraciadas; e incluso, trágicas!» Sí, porque no sabían dónde buscar el amor y cómo amar. Así pues; si queréis ser verdaderamente felices, aprended a amar." ¿Cómo se aprende a amar? Pues como casi todo en la vida, practicándolo constantemente y sin mirar cunado ni con quién.

La espiritualidad ayuda a que los niños sean más felices, señalan los resultados de un estudio realizado con más de 760 niños de colegios religiosos y públicos. La razón: la espiritualidad, considerada como un sistema interno de creencias, produce el sentimiento de vivir con un sentido, estimula la esperanza, refuerza las normas sociales positivas, y proporciona una red social de apoyo, todos ellos elementos que mejoran el bienestar personal. Estos resultados hacen pensar en la necesidad de estrategias destinadas a proporcionar a los niños una educación espiritual, a inculcarles actitudes hacia los demás como la amabilidad o el altruismo. Porque, en definitiva, la gente feliz es más tolerante, creativa y productiva, según los científicos.


jueves, 13 de octubre de 2011

Los hermosos cisnes /The Bonny Swans

Mitos, leyendas y relatos sensuales. El cisne está recubierto de un halo de magia, amor y ternura. En la mitología griega Leda también se dejó seducir por un cisne.

Letra tradicional. Música y arreglos de Loreena McKennitt http://www.youtube.com/watch?v=oLnKdNJK5D8&feature=related


Un agricultor que vivía en el norte país,
Tenía una, dos y tres hijas.
Estas hijas caminaban por la orilla del río
La mayor empujó a la más joven


¡Oh hermana, oh hermana, dame la mano
Y yo te daré la casa y las tierras
Ni te doy la mano ni el guante
A menos que me des tu amor verdadero
A veces se hundía, a veces nadaba


Hasta que llegó a la presa del molinero
La hija del molinero, vestida de rojo
Fue a por agua para hacer pan
Oh padre, oh padre, aquí nada un cisne
Es muy suave, como una mujer


Lo pusieron sobre un banco para secarlo
Llegó un arpista que pasaba por allí
Hizo las clavijas del arpa con sus dedos
Hizo las cuerdas del arpa con su dorado pelo
Hizo el marco del harpa con sus huesos
Y directamente comenzó a tocar sola.


Él la llevó al hall de su padre
Había tribunal en la corte
Él puso el arpa sobre una piedra
Y directamente comenzó a tocar sola.


Y allí estaba sentado mi padre, el Rey
Y allá se encontraba mi madre, la Reina
Y allí estaba sentado mi hermano Hugh
Y junto a él William, dulce y sincero
Y allí sentada, mi falsa hermana, Anne
Quién me ahogó por un hombre

Arpas , duendes celtas, hadas y druidas. Un mundo cargado de magia...  

martes, 11 de octubre de 2011

Silencio sentido, sentido del silencio



El silencio es una de las realidades de las que, paradójicamente, más se habla. Constituye un tema permanente sobre el que se pueden escribir textos tan bellos como éste.
Con dignidad saben el bosque y la roca callar contigo. Vuelve a ser cual el árbol que amas, el de amplias ramas: silencioso y atento cuelga sobre el mar. Allí donde acaba la soledad comienza el mercado comienza también el ruido de los grandes actores y el zumbido de las moscas venenosas… El mundo gira en torno a los inventores de nuevos valores, gira sin que se lo perciba. Pero el pueblo y la fama giran en torno a los actores: así es como se mueve el mundo.
Es la invitación de Zaratustra, en Así habló Zaratustra de F. Nietzsche, a compartir la soledad silente de la naturaleza, hoy más necesaria que nunca en un mundo cada vez más ruidoso y desvinculado de lo natural. Un mundo fabricado desde determinadas instancias que han traído un exceso de verbalismo y de señales ruidosas, así como el desconocimiento y el alejamiento de uno consigo mismo.
Permite la meditación y la atención plena.
Tal es la invención de la máquina y su desarrollo con la penetración del sonido inarmónico en la vida del individuo. Es un producto de la industrialización, la era de los motores de sonoridad pesada y estridente que se propaga en muchos trabajos. Y que ocupa las carreteras y las calles de nuestras ciudades con el fragor del tráfico de vehículos. Un ruido en progresivo aumento, ya que el desarrollo tecnológico de la sociedad de la información y el conocimiento no está siendo más benigno con este huésped insidioso, que produce nuevas y cada vez más sofisticadas formas acústicas. La intensificación y diversificación de este elemento perturbador ha llegado a extenderse a todos los ámbitos de la vida privada y pública. Una sinfonía discordante de sonidos provenientes de televisiones, radios, teléfonos móviles… penetra omnipresentemente a todas horas en las mentes de los ciudadanos. Mientras esos mismos medios de comunicación vulgarizan e intensifican, a su vez, la voz y el ruido en la fabricación de la realidad y de la conciencia, con paquetes seriados de consignas homogeneizadoras.
La cultura de masas imposibilita el silencio y mercantiliza lo acústico disonante dotándolo de sentidos diversos. De tal manera que el ruido se ha ido vinculando en las últimas décadas a diferentes aspectos de la vida social. Se ha convertido en expresión de alegría, aunque muchas veces se trata más de estrépito y estridencia que de un contento natural. Tal es, por ejemplo, el vocerío y la bulla de los deportes de masa. También se ha infiltrado en la fiesta, de tal manera que la fiesta es sólo tal si va acompañada de potentes decibelios. Asimismo se ha considerado el ruido algo propio de la juventud. Cuando el ruido, en sí mismo, no es rasgo propio de ninguna edad, sino una interferencia innecesaria, artificial a menudo, con la que se invade y agrede la naturaleza silenciosa, tan propia como poco reconocida, del ser humano.
Paseando mis recuerdos, me llevan hasta la orilla blanca de ésta playa.
Existen, ciertamente, numerosas formas e interpretaciones del silencio como signo, tan variadas como son las intencionalidades del que lo atestigua y del que lo interpreta. De ahí resulta, entre otros, un silencio afectuoso, prudente, aceptador, amenazante, negador o ambiguo. Sin embargo, hablar del silencio, y sobre todo practicarlo se ha convertido en algo inadecuado o extraño pudiendo llegar a constituir en algunos contextos de la cultura occidental, incluso, una provocación. Piénsese en muchos encuentros sociales en los que el silencio se interpreta como algo descortés. O, con otro sentido, lo que sucede, todavía, en aquellas culturas donde perdura el enmudecimiento segregador impuesto a las mujeres en los encuentros mixtos. De la misma manera que en sociedades que se dicen despojadas de tabúes todavía se sigilan determinadas enfermedades estigmatizadas como el sida o la enfermedad mental.
Quien siempre ha tenido el poder de administrar y reglamentar la palabra y el silencio es la Institución. Ha sido muy pautada la ausencia de la palabra en los ámbitos monásticos del Occidente medieval –diferente del silencio autoimpuesto y elegido del eremitismo espiritual- y en determinados rituales, aunque actualmente estos contextos son cada vez más restringidos. En el ámbito político también se acalla a los ciudadanos, permitiéndoles la palabra una sola vez cada cuatro años. Y, en el contexto sanitario sucede frecuentemente que no existe el valor del intercambio, pues la palabra válida resulta ser la palabra funcional que confirma al médico frente al paciente que ha perdido el uso de ella. También, el espacio educativo es cada vez más un universo dictado, en donde la libertad de cátedra se restringe y los curriculums explícitos preestablecidos enmudecen la posibilidad de otras opciones.
Silencio y quietud.
Inconfundible es también el silencio que se muestra ante la autoridad política o religiosa como evidente muestra de respeto ritual o sumisión. De ésta emana, asimismo, la censura o el silencio impuesto. Es el mutismo obligado que convierte en silentes las voces no aceptadas por el sistema, y en peligrosa la palabra pronunciada por el adversario.
Existe, asimismo, la palabra inaceptada, que tan frecuentemente se desdeña e ignora en la vida cotidiana. Es la palabra que no se escucha, que el interlocutor traduce en ruido o ausencia de sentido. Ocurre cada vez que alguien dice algo pero lo expresado no se toma en consideración o se le despoja del sentido. Hecho bien descrito por las expresiones: como si oye llover o le entra por una oreja y le sale por la otra.
Hay veces que la palabra estorba y desaparece en el silencio íntimo de los amantes. De este silencio habla Meher Baba cuando les pregunta a sus discípulos del porque la gente se grita cuando está enojada. Después de escuchar las respuestas de éstos, y no satisfaciéndole ninguna de ellas, les explica que cuando dos personas están enojadas, sus corazones se alejan mucho. Para cubrir esa distancia deben gritar para poder escucharse. Mientras más enojados estén, más fuerte tendrán que gritar para escucharse uno a otro a través de esa gran distancia. A diferencia de cuando dos personas se aman, no necesitan siquiera susurrar, sólo se miran y eso es todo.
Por los caminos del silencio y la serenidad. Santiago de Compostela.
Lo cierto es que nos hemos acostumbrado a este fragor circundante que ha invadido nuestras vidas, sin percatarnos que nos afecta a la salud y a la manera de manejar el mundo, no dejando espacio para poder encontrarse uno consigo mismo. Es así que se hace más necesario que nunca alejarse del ruido humano, e imitar a la naturaleza en el silencio pleno latente bajo su sonido natural. Se trata de vivir mediante la introspección el silencio mental, el que va más allá de las construcciones mentales de la palabra. Es la mirada muda donde se desvanece el pensamiento, la construcción convencional del mundo, y descubre a la naturaleza humana su universo inédito. La experiencia de este silencio se asemeja al vacío en su plenitud, es invisible, intangible e inaudible. Subyace a todo sentido, pareciendo que lo anula cuando, en realidad, sin este misterioso silencio no existiría ni el experimentador ni el mundo.
La serenidad nos da el mejor don que los mortales podemos disfrutar: La contemplación

Aitxus Iñarra: Profesora de la Universidad del País Vasco

martes, 4 de octubre de 2011

Óyeme con atención


Óyeme con atención: mantente alerta contra ti mismo, pon cadenas a tu impaciencia, a tu ansiosa premura, a la voz de tus deseos, a tu ira y violencia.
Ten FE en el renacer de un nuevo día, porque cada día es un comienzo nuevo. No importa lo que sucedió ayer o antes de ayer. Cuando te despiertas por la mañana y tomas ese primer respiro, es un nuevo día, una nueva vida. Se trata de quién serás hoy y mañana, no de quién fuiste ayer.
Sé esa persona que ayude a alguien más a remover su cortina de la oscuridad, y pide ayuda para remover la tuya.
Mírate al espejo y verás al enemigo que debes vencer. 

lunes, 3 de octubre de 2011

Sin saber dónde


La mayor parte del tiempo, no sabes dónde se manifestarán tus semillas positivas. Sin embargo, continúa sembrando, regando y ocupándote de éstas. Nunca se sabe dónde crecerán. 
Afinación Diaria de la Conciencia de la Kabbalah

miércoles, 28 de septiembre de 2011

Ya no tengo tiempo...

¿Existiría el tiempo si no existiera el hombre?
Podríamos decir que el tiempo es la sucesión de pasado, presente y futuro. Pero lo curioso es que ni el pasado, ni el futuro son… Sólo nos queda el presente, un instante que no deja de dejar de ser y que continuamente desaparece entre dos nadas, sin casi duración.
Para tu bienestar es beneficioso contemplar a una distancia de años cualquier problema, conflicto o adversidad. Eso que tanto te angustia y quita el sueño ahora mismo será una verdadera bobada dentro de poco tiempo.Tranquilízate y disfruta de la vida. Haz lo que debes y después déjale al tiempo su trabajo. Cómo decía García Lorca "esperando, el nudo se deshace y la fruta madura".
 Os dejo este texto, publicado por FUNDACIÓN ALICIA MOREAU DE JUSTO.

 Ya no tengo tiempo... Para lo que no vale la pena

"Conté mis años y descubrí
que tengo menos tiempo
para vivir de aquí en adelante
que el que viví hasta ahora...

Me siento como aquel chico
que ganó un paquete de golosinas:
las primeras las comió con agrado
pero, cuando percibió
que quedaban pocas,
comenzó a saborearlas profundamente.

Ya no tengo tiempo
para reuniones interminables
donde se discuten estatutos,
normas, procedimientos
y reglamentos internos
sabiendo que no se va a lograr nada.

Ya no tengo tiempo
para soportar absurdas personas
que, a pesar de su edad cronológica,
no han crecido.

Ya no tengo tiempo
para lidiar con mediocridades.
No quiero estar en reuniones
donde desfilan egos inflados.
No tolero a maniobreros
y ventajeros.

Me molestan los envidiosos,
que tratan de desacreditar
a los más capaces,
para apropiarse de sus lugares,
talentos y logros.

Detesto, si soy testigo,
de los defectos que genera
la lucha por un majestuoso cargo.
Las personas no discuten contenidos,
apenas los títulos.

Mi tiempo es escaso
como para discutir títulos.
Quiero la esencia,
mi alma tiene prisa.
Sin muchas golosinas en el paquete...

Quiero vivir al lado
de gente humana, muy humana.
Que sepa reír de sus errores.
Que no se envanezca
con sus triunfos.
Que no se considere electa
antes de hora.
Que no huya de sus responsabilidades.
Que defienda la dignidad humana.
Y que desee tan sólo
andar del lado de la verdad
y la honradez.

Lo esencial es lo que hace
que la vida valga la pena.
Quiero rodearme de gente
que sepa tocar el corazón
de las personas....

Gente a quien los golpes
duros de la vida
le enseñó a crecer
con toques suaves en el alma.

Sí.... tengo prisa...
por vivir con la intensidad
que sólo la madurez
puede dar.

Pretendo no desperdiciar
parte alguna de las golosinas
que me quedan...
Estoy seguro
que serán más exquisitas
que las que hasta ahora he comido.

Mi meta es llegar al final
satisfecho y en paz
con mis seres queridos
y con mi conciencia.

Espero que la tuya sea la misma
porque, de cualquier manera, llegarás."
Vivamos intensamente hoy
Mañana es un tiempo que existe en nuestros sueños.

¿qué es el futuro? Nada real, una mera posibilidad que simplemente no es. Podemos ir todo lo rápido que queramos, pero nunca saldremos del presente, ni por supuesto, del tiempo.

 

viernes, 23 de septiembre de 2011

Decálogo de la serenidad

Una persona serena es apacible, dulce en el trato, sosegada.

·         Sólo por hoy trataré de vivir exclusivamente el día, sin querer resolver el problema de mi vida todo de una vez.
·         Sólo por hoy tendré el máximo cuidado de mi aspecto, cortés en mis maneras, no criticaré a nadie y no pretenderé mejorar o disciplinar a nadie sino a mí mismo.
·         Sólo por hoy seré feliz en la certeza de que he sido creado para la felicidad, no sólo en el otro mundo, sino también en este.
·         Sólo por hoy me adaptaré a las circunstancias, sin pretender que todas las circunstancias se adapten a mis deseos.
Pensamiento y voluntad





·         Sólo por hoy dedicaré diez minutos de mi tiempo a una buena lectura, recordando que, como el alimento es necesario para la vida del cuerpo, así la buena lectura es necesaria para la vida del alma.
·         Sólo por hoy haré una buena acción y no lo diré a nadie.
·         Sólo por hoy haré por lo menos una sola cosa que no deseo hacer, y si me sintiera ofendido en mis sentimientos, procuraré que nadie se entere.
·         Sólo por hoy me haré un programa detallado. Quizá no lo cumpliré a cabalidad, pero lo redactaré y me guardaré de dos calamidades: la prisa y la indecisión.
·         Sólo por hoy creeré aunque las circunstancias demuestren lo contrario, que la buena providencia de Dios se ocupa de mí como si nadie más existiera en el mundo.
·         Sólo por hoy no tendré temores. De manera particular no tendré miedo de gozar de lo que es bello y creer en la bondad.


Puedo hacer el bien durante doce horas, lo que me descorazonaría si pensase tener que hacerlo durante toda mi vida.
JUAN XXIII
La serenidad no es indiferencia, complacencia ni ignorancia. Es una virtud saludable que nos abre la posibilidad de mejorar nuestra calidad de vida.

lunes, 19 de septiembre de 2011

TRIBUTO A LAS MUJERES

Mujer símbolo de cosas hermosas
Muchas veces posa entre las rosas
Las flores, los colores y mariposas
Escultura, pinturas, dibujos y prosas


 












 A las mujeres sencillas del Universo
Hoy le dedico mi poema en versos
Desde Andrómeda a la bella afrodita
Hasta las pequeña, flacas y gorditas

Algunas mujeres imponen su moda
Como ellas se vistan me agradan todas
Su ternura no esta en la bella seda fina
Lo llevan en su alma bella y cristalina

Este poema viajara como el viento
Mas allá de los tiempos y firmamentos
Lo dedico con mis bellos sentimientos
a ti mujer que vives en mi pensamiento

a las que viven triste en las soledad
a las preciosas dama de la sociedad
a las acompañadas y las mas maduras
especialmente las mujeres de alma pura


viernes, 9 de septiembre de 2011

Tú decides


Cuando el circo de las relaciones humanas se nos queda estrecho, nos ahogamos en nuestra soledad. En ese momento es cuando deseamos romper las barreras que nos separan de los demás, pero nuestro adiestramiento de años nos lo pone muy difícil: el miedo al ridículo, al rechazo o a la incomprensión, nos limita en nuestra soledad.
Venimos a éste mundo siendo inocentes, almas puras. Sin emociones religadas, sin dudas, sin miedos, sin mentiras. Llegamos para descubrir, luminosos y coherentes. Vulnerables pero abiertos al mundo, animados por una curiosidad rotunda y radical, dotados de la pasión por vivir. Al poco tiempo es cuando empezamos con la búsqueda del sentido de una realidad diaria llena de luces y sombras, donde asaltan el amor, el miedo, la tristeza o la tentación…

Cuando somos adultos, nos amoldamos a una sociedad jerarquizada en la que dependemos de la opinión de los demás para poder sentirnos cómodos con nuestras decisiones y nuestros sentimientos. Necesitamos la aprobación de los demás para sentirnos adecuados. Si seguimos las normas, recibiremos esta aprobación. Cualquiera que se salga del engranaje emocional y social se sentirá abandonado a su suerte, sin necesitar siquiera la desaprobación explícita de los demás. Simplemente, sentirá que ya no pertenece al grupo y asociará este sentimiento con la desaprobación, es decir, con la exclusión del grupo. Y esto es muy difícil de sobrellevar, porque el desprecio de los demás, por razones evolutivas, suscita el miedo inconsciente a la muerte.
Cómo nos enfrentemos a estas etapas vitales, desde la inocencia o desde la rigidez, determinaremos el tejido de nuestra existencia, de cada emoción, de cada gesto, de cada pensamiento, y es sabido que viviremos según nuestros pensamientos.
Está en nuestras manos saber vivir y romper las cadenas de lo que nos oprime y encorcheta. Somos nuestros propios salvadores. Dios nos dio todas las herramientas necesarias para alcanzar nuestra propia salvación.
En lugar de sentirnos culpables por nuestros pensamientos, deseos y características negativas, podemos ocuparnos en combatirlas y transformarlas para que se conviertan en bendiciones, energía positiva y Luz pura.


lunes, 29 de agosto de 2011

Puede ser

Hasta en el bosque más oscuro puedes encontrar un rayo de luz.
Los acontecimientos no son lo que nos hacen daño, sino nuestra percepción y respuesta ante ellos, por lo que es tu opción decidir hasta dónde te deben afectar; eres tú el único dueño y responsable de tu vida, conquístatela diariamente al ejercer tu libertad de decidir.

Para conquistarla es necesario que tengas fe en ti, que confies en que lo puedes lograr. Piensa en todas las veces que sí has logrado lo que te has propuesto, aunque creas que son logros que no valen la pena. Aunque, conseguir las metas marcadas no debe suponer el olvido de los demás. No te olvides nunca que vivimos el aquí y el ahora, y no dejes de repartir amor fraternal a lo largo de tu camino.

Me gustaría compartir contigo ésta versión de una de las canciones del Señor de los anillos, un ejemplo de superación, fe, amistad, fidelidad, amor…



May it be (puede ser)



Podría ser que una estrella vespertina
pose su luz sobre ti.
Ojala cuando la oscuridad caiga,
tu corazón te sea fiel.
Sigues un sendero solitario,
¡cuán lejos estás de tu hogar!

La noche ha llegado
Ten fe y hallarás el camino.
La noche ha caído
Ahora una promesa vive en ti.

Ojala la llamada de las sombras se aleje.
Ojala tu viaje continúe
hasta que luzca el día.
Cuando superes la noche,
ojala despiertes y veas el sol.

La noche ha llegado
Ten fe y hallarás el camino.
La noche ha caído
Ahora una promesa vive en ti.

Ahora una promesa vive en ti.

Enlace:

domingo, 28 de agosto de 2011

Mensaje de paz


Que nadie se haga ilusiones de que la simple ausencia de guerra, aun siendo tan deseada, sea sinónimo de una paz verdadera. No hay verdadera paz sino viene acompañada de equidad , verdad, justicia, y solidaridad. SS. Juan Pablo II

jueves, 25 de agosto de 2011

Elige tu camino

"Algunas personas están dispuestas a cualquier cosa, menos a vivir el aquí y el ahora."




Cada persona en mayor o menor medida elige su camino.  Una actitud o una toma de decisión pueden  condicionar la propia vida o la  siguiente toma de decisión. Todos los días tomamos pequeñas decisiones que nos llevan en una dirección indeterminada. Es preciso parar unos momentos cada día y reflexionar sobre lo que nos ha ocurrido, y lo que nos depara el futuro más inmediato.
El primer café de la mañana es ideal para reflexionar y trazar el rumbo de nuestro día; Cada amanecer puede pasar desapercibido para muchos; pero  nos descubre lo mejor de nosotros mismos, lo más íntimo y más nuestro y  puede llegar a provocar efectos totalmente sorprendentes si sabemos dirigir nuestra vida.  Cada amanecer es una nueva oportunidad para caminar en la dirección que tu corazón, que tu conciencia y tu fe te indique.